Contáctanos    Urgencias (24 hrs.): 5360-3311 y 5240-0404

Reproducción Hormonas gónadales y comportamiento en la perra

Hormonas gónadales y comportamiento en la perra

Patrones normales de secreción

La influencia de las hormonas gónadales se remonta a la vida prenatal de los perros. En los machos las gónadas secretan testosterona (y posiblemente andrógenos) antes del nacimiento y por un corto periodo después del nacimiento. Los andrógenos en los machos tienen un efecto directo en la masculinización del sistema nervioso central que se encuentra bajo un rápido desarrollo durante el periodo perinatal. Durante este periodo critico las gónadas (los ovarios) de las perras no producen hormona alguna de manera significativa. Se cree que el SNC de las hembras se desarrolla en una línea femenina debido a la ausencia de testosterona.

Las diferencias de conducta entre el perro macho y la hembra, son una consecuencia de la presencia o ausencia de andrógenos en el periodo perinatal, que puede ser observado incluso en los cachorros. Los cachorros machos tienden a jugar más agresivamente que las hembras, los machos exhiben también mas juego de monta. Una diferencia obvia entre cachorros hembras y machos es la postura para orinar, las hembras continúan efectuándolo en cuclillas como lo hacían en la fase neonatal, mientras que los machos asumen una postura mas de pie la cual es intermediaria entre la postura de cuclillas y el comienzo para levantar la pata típico de la madurez sexual. Algunas perras alfa levantan la pata para orinar.

No es sino hasta la pubertad que los ovarios principian a secretar estrógenos y progesterona en cantidades suficientes para producir cambios fisiológicos y de comportamiento. El estro se presenta generalmente dos veces al año en la perra, el estado de proestro se manifiesta por la secreción de estrógenos el cual alcanza su pico justo antes de la presentación del estro. La secreción de estrógenos declina rápidamente alrededor del día diez del ciclo estral. Durante la ultima parte del estro la secreción de progesterona se incrementa y alcanza su pico máximo alrededor de díez días después de la ovulación. La secreción de progesterona gradualmente declina después de un par de meses.

Efecto de los estrógenos en el comportamiento

En muchas perras los estrógenos tienen el efecto de incrementar la actividad general. Durante el estro una hembra usualmente se mueve, vocaliza y orina más frecuentemente y puede actuar con mas reactividad a estímulos ambientales.

Los propietarios de perros han observado que la orina y las secreciones vaginales de la perra en proestro y estro son atractivas para los machos. Hay testimonios de los dueños de que perros machos han sido atraídos desde varios kilómetros hasta el lugar en donde vive alguna perra que se encuentra en estro, presumiblemente por uno o mas atrayentes olfativos (feromonas) contenidos en la orina. El incremento en la micción puede ayudar a dispersar las feromonas presentes en la orina. Por el hecho de que éstos comunican un mensaje de reproductividad sexual, estos atrayentes olfativos se han denominado feromonas sexuales. Existe la duda de que esas feromonas sean tan potentes como para que un macho las detecte a varios kilómetros de distancia, pero indudablemente son percibidas por los machos en su deambular diario cuando pasan cerca de la casa de una hembra en estro. También no esta claro si estas feromonas son metabolitos de estrógenos o una secreción especial contenida en la orina y en las descargas vaginales. Algunas hembras muestran la postura de macho, de levantar un miembro trasero para orinar. La función de este comportamiento es probablemente asegurar que la orina sea depositada en objetos prominentes (verticales) del medio ambiente. Una perra en estro no solo es objeto de atracción para los machos que persiguen e intentan montarla, sino también para otras hembras que intentan montarla. Una persona que tenga dos hembras esterilizadas puede observar ocasionalmente que una hembra esterilizada o en anestro intenta montar a la otra si está en estro o viceversa. Esta conducta es relativamente normal y no se considera como comportamiento homosexual: Cuando una hembra en estro es colocada con un macho ésta puede intentar montar al macho especialmente si los avances sexuales del macho son muy lentos.

Con el uso de un sistema propuesto por Feldman de puntuación para evaluar los cambios en la conducta de la hembra y el macho, se puede obtener un panorama objetivo de las modificaciones de patrones, en la siguiente tabla se encuadra una progresión típica con puntaje desde proestro al estro. Con la aplicación de tal sistema se puede demostrar como la hembra cambia de ser abiertamente hostil hacia el macho, tornándose pasiva y resistente y por último receptiva un modo activo.

Sistema de puntuación del comportamiento (Cannon)

Categoría de la Conducta

Clasificación de los patrones de conducta y valores de Puntuación

Interés del Macho Nada = 0 Investigativa = 1 Monta = 2 Empuje pélvico = 3
Interés de la Hembra Nada = 0 Retirarse = 2 Pasiva = 4 Exhibe = 6
Postura de la Hembra Retrocede = 0 Encoge = 0  Escasa = 4 Postura firme = 6
Desviación de la cola de la Hembra Nada = 0 Máxima = 2 Infrecuente = 4 Rápida yconstante = 6

Puntaje posible máximo

21


AUTOR: MVZ. Ernesto Ávila Escalera, Clínica Veterinaria del Bosque, México
URGENCIAS VETERINARIAS 24 HRS: 5360-3311 Y 5240-0404 | CONTACTO | MAPA DEL SITIO | AVISO DE PRIVACIDAD | Síguenos en: